2014, el desembarco del 4K

Parece ser que el 2014 será definitivamente el año en el que se dé el salto a una nueva resolución llamada Ultra High Definition (UHD) o conocida comercialmente como 4K, y que los fabricantes de televisores nos venderán durante los próximos años como lo mejor de lo mejor y nos guste o no, nos lo van a meter hasta en la sopa.

Tras el estrepitoso fracaso del 3D en casa, las grandes marcas llevaban un par de años sin ofrecer novedad alguna, más allá de perfeccionar las aplicaciones de los SmartTV, reducir los marcos y añadir algún control más llamativo más práctico a la hora de interactuar con el televisor. El desembarco de esta nueva resolución hará que poco a poco el contenido disponible en 4K vaya creciendo, aunque también es cierto que hoy en día es casi inexistente.

SALTO DE CALIDAD CONSIDERABLE

Quien haya podido disfrutar “in situ” un televisor con estas características, habrá podido apreciar que la calidad es impresionante. Hemos pasado en unos años de ver nuestro televisor en 4:3 y 480P a emisiones que ya han ofrecido algunas cadenas televisivas como SKY, 16:9 y 4K. Si el FullHD aún deja con la boca abierta a más de uno, el 4K, que se ve 4 veces mejor, hará que pierdas el hilo de la serie contándole las pecas a la protagonista.

4K UHD

Grandes fabricantes como Samsung, LG o Sony entre otros tienen listos sus modelos, que ya se distribuyen comercialmente aunque los precios aún son bastante elevados, mientras otros buscan romper el mercado, como es el caso de Polaroid (si, si, Polaroid, has leído bien) que ha prometido un modelo de televisor 4K por menos de 1000 dolares en el CES 2014. Bendita sea la competencia.

EL GRAN ENEMIGO NO SERÁ EL PRECIO, SINO LA FALTA DE CONTENIDO.

A pesar de llevar varios años con grandes resoluciones dentro de casa, aún nos tenemos que conformar con ver los canales españoles con un mal HD interpolado, que se acerca más a 720p que a 1080p. Pero fuera de lo que concierne a las cadenas televisivas, el problema adquiere aún mayor importancia si no hay posibilidad de adquirir nada para aprovechar la característica estrella de nuestro nuevo televisor. Lees bien, NADA. Si das un paseo por el videoclub o por la sección de cine de tu tienda habitual verás que la peli que querías ver esta noche no está disponible en UHD.

EL GRAN ALIADO, STREAMING EN LINEA

Desde hace años el formato físico está sufriendo una lenta, larga y dolorosa agonía. Y todos sabemos que desaparecerá. Las empresas que distribuyen contenido en línea crecen como setas y los pioneros como Netflix se han consolidado, y han llegado para quedarse (a España por desgracia aún no), o incluso Amazon y sus ambiciosos planes de futuro; poco a poco se irán colando en nuestros hogares. Se gana en comodidad, ahorro y contenido disponible, y entre ese contenido disponible seguramente se cuele el 4K.

netflix

Tanto para las plataformas de contenido en línea como para los fabricantes de televisores, trabajar juntos se ha convertido más que en una oportunidad, en una necesidad, y seguramente el consumidor agradezca un buen servicio de alquiler 4K en el SmartTV de su nuevo y flamante televisor. Todos estos factores, harán que el mayor impulso del contenido en Ultra HD sea a través de servicios streaming.

¿Cuántos meses o años pasarán hasta que haya contenido disponible suficiente, como para que merezca la pena invertir en esta tecnología?

Nos gustaría tener tu opinión

      Deje una respuesta

      Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Más información

      ACEPTAR
      Aviso de cookies