Blitzwolf K3, ¡que tiemblen las power banks!

Que la tecnología avanza a pasos agigantados, es algo que ya no le sorprende a nadie. Pero encontrar gadgets como el que hoy te presentamos inevitablemente nos hacen pellizcarnos para comprobar si es un sueño o si realmente a algún genio se le ha podido ocurrir algo así… y llevarlo a cabo.

Las power banks han despegado en este 2015 que ya estamos cerca de cerrar, casi todos nosotros tenemos una en la recámara y es cierto que a más de uno nos han librado de lo que podría haber sido un apuro durante un viaje o uno de esos días que llegamos a casa más tarde de lo esperado. La autonomía de las baterías sigue siendo la gran asignatura pendiente de los fabricantes de smartphones y, mientras que buscan el remedio a nuestros males, las powerbanks o baterías externas se presentan como la mejor solución de nuestros días.

Hoy te hablamos de un cacharrito de lo más singular, un gadget que seguro querrás tener después de terminar de leer nuestra review. Se trata de Blitzwolf K3, una power bank con 12.000 mAh capaz de arrancar hasta la batería de un coche. 

Blitzwolf K3

La Blitzwolf K3 tiene una capacidad de 12.000 mAh

Diseño del Powerbank Blitzwolf K3

Es cierto que existen otras baterías externas más atractivas, compactas y baratas con similar capacidad, como la impresionante Xiaomi Power bank de 10.000 mAh. Pero las funciones de la Blitzwolf K3 son de otra galaxia.

Su diseño también es bastante particular. Estéticamente quizás nos recuerde más a una de esas antiguas linternas para el coche que a una power bank y ciertamente no andamos muy desencaminados.

En la parte superior encontramos el botón de encendido/apagado y una linterna, lo cual convierte a esta power bank en un 2 en 1 que no solo nos permite cargar nuestros dispositivos, también alumbrarnos en situaciones de escasa luz.

Blitzwolf K3

Vista superior de la Blitzwolf K3

Por su parte, el costado nos deja un indicador de batería, dos puertos USB, un conector para recargar el propio gadget y una conexión “Engine Start”, el más interesante y es que gracias a él podremos arrancar incluso la batería de nuestro coche tal y como muestra el dibujo.

Blitzwolf K3

Entradas y conectores de la Blitzwolf K3

Construida en una combinación de azul y negro a juego con la funda para guardar la power station y sus accesorios, sin duda la Blitzwolf K3 tiene un diseño muy llamativo y, aunque algo tosco por la anchura, no deja de ser apropiado para el tipo de dispositivo con el que estamos tratando.

Características técnicas de la Blitzwolf K3

Haciendo un resumen de las principales características técnicas de un gadget como éste, es interesante que conozcas los siguientes datos de la Blitzwolf K3 antes de hacerte con una:

  • Capacidad de la batería: 12.000 mAh
  • Tiempo de carga de la batería: 3 horas
  • USB: Sí, 2 (5V 1A / 5V 2.1A)
  • Modo linterna
  • LED para indicador de batería restante
  • Comienzo de corriente: 200a
  • Punto máximo de corriente: 400a
  • Peso: 385 gramos

Cargadita de extras…

Una de las cosas que más nos ha gustado de la Blitzwolf K3 y que probablemente para muchos sea motivo suficiente para su compra es la cantidad de accesorios y extras incluidos en el paquete inicial que recibiremos en casa tras hacer el pedido.

Blitzwolf K3

Accesorios incluidos con la Blitzwolf K3

Además de la power bank (o power station como se autodenomina en su propia caja), encontraremos una funda bastante amplia para guardarla, muy práctica para llevar consigo todos los cables y utensilios varios de la Blitzwolf K3. El paquete contiene también un cargador AC, un cable USB, un cargador de mechero y pinzas para arrancar el coche.

Blitzwolf K3

Su funda tiene el tamaño perfecto para guardar todos los accesorios incluida la Blitzwolf K3

Linterna, indicador de batería, modo carga rápida… ¿algo más?

En los detalles está la diferencia y estas pequeñas cosas son las que convierten a la Blitzwolf K3 en una bestia parda de lo más completa. Especialmente interesantes nos han parecido los tres modos de la linterna. Podemos ponerla en automático para alumbrar directamente un punto, en intermitente si queremos llamar la atención de algo o alguien e incluso en una especie de flash más potente en caso de que necesitemos pedir ayuda, por ejemplo si sufrimos una avería con el coche en una carretera secundaria o si nos perdemos en el campo tras una excursión nocturna.

Blitzwolf K3

El indicador de batería nos chiva cuando tenemos que volver a recargar nuestra Blitzwolf K3

El indicador de batería, algo que solemos ver en el resto de power banks, aunque no es ninguna novedad siempre es útil disponer de él para estar precavidos y saber cuando nos va a abandonar este chute extra de energía.

Por último, nos parece interesante destacar el modo carga rápido si seleccionamos el USB 5V / 2.1A.

Entonces, ¿le falta algo a esta power station? No hay nada perfecto y por supuesto todo es mejorable. Quizás lo único que le podríamos pedir a la Blitzwolf K3 para darle una matrícula de honor sería una opción de carga inalámbrica para no depender de cables. No cabe duda que pronto veremos algo así, mientras tanto seguiremos llevando encima el cable USB para poder devolver a la vida a nuestro smartphone o tablet.

Obviamente, una gran capacidad siempre va acompañada de un gran tamaño (al menos por ahora) y este caso no es una excepción, si buscas un powerbank para llevar siempre encima, este no es tu powerbank =).

Arrancar la batería de tu coche con la Blitzwolf K3

Pero sin duda el punto más destacado y el que le ha dado su merecida fama a la Blitzwolf K3 es su capacidad para arrancar la batería de nuestro coche. Poco podemos decir sobre este punto y es que a todos o casi todos nosotros nos ha ocurrido en al menos una ocasión que al ir a coger el coche no responde. En ocasiones podemos resolverlo simplemente con unas pinzas y evitar pasar el mal trago de llegar tarde al trabajo o llamar a la grúa para que pueda mover el coche hasta el taller más cercano.

La Blitzwolf K3 viene totalmente preparada para arrancar la batería del coche sin necesidad de hacer maniobras extras como empujarlo, gracias a los picos de 400 amperios que llega a alcanzar. Cabe destacar, que en su manual indica que es necesario que la batería no se haya agotado del todo, es decir, que el coche debe hacer el amago de arrancar aunque luego no lo consiga. Si han pasado muchos días o la batería está totalmente vacía el powerbank no tendrá potencia suficiente.

Blitzwolf K3

La Blitzwolf K3 es la todoterreno de las power banks

Precio y disponibilidad

La Blitzwolf K3 ya está disponible en tiendas como Banggood por un precio de 66 dólares (algo menos de 60 euros). Por supuesto, viene con todo su arsenal de accesorios incluidos y lo más interesante es que podemos elegir el tipo de enchufe que necesitamos según nuestro país de origen (enchufe europeo, americano, australiano o inglés).

Actualización: Podéis obtener un 12% de descuento usando el cupón 12BLITZW en todos los productos Blitzwolf.

Nos gustaría tener tu opinión

      Deje una respuesta

      Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Más información

      ACEPTAR
      Aviso de cookies