El Galaxy Fold es sometido a una prueba de durabilidad y resistió 120.000 pliegues

Después de un primer intento fallido, Samsung finalmente lanzó al mercado al esperado Galaxy Fold este 27 de septiembre. Este se trata del espectacular smartphone plegable de la compañía, el cual ha sufrido una revisión para corregir las fallas presentes en la primera versión. Sin embargo, los usuarios y críticos todavía muestran preocupación (e interés) por la durabilidad del Galaxy Fold, razón por la cual CNET ha sometido al dispositivo a una prueba de durabilidad que pretende emular los resultados después de 5 años de uso, lo que, de acuerdo con el fabricante, se traduce en 200.000 pliegues. 

Si bien no es posible acelerar el paso del tiempo, sí que es posible plegarlo y desplegarlo esa cantidad de veces utilizando una máquina especial desarrollada por SquareTrade Inc., la cual tiene el único propósito de doblar el dispositivo para poner a prueba su durabilidad. Esta prueba guarda muchas similitudes con el vídeo mostrado por Samsung a comienzos de año, pero con la diferencia de que esta vez el test no está en manos del fabricante. 

El Galaxy Fold resistió casi 120.000 pliegues 

CNET transmitió la prueba en vivo a través de su canal de YouTube, donde el Galaxy Fold fue puesto a prueba por la máquina de SquareTrade sin cesar. Se tenía esperado concluir la prueba a las 10 am del 4 de octubre (hora del pacífico), momento en el que estimaba llegar a los 200.000 pliegues, la cantidad que Samsung estipula puede resistir el dispositivo si se dobla 100 veces por día.  

No obstante, después del doblado número 119.380, se realizó un chequeo periódico para comprobar el estado de la pantalla, para ese momento la pantalla empezó a darse por vencida. En primer lugar, la bisagra había perdido la sensación de respuesta, y peor aún, la pantalla derecha presentaba una terrible línea blanca, pero todavía seguía operativa.  

Unos minutos después de manipular la pantalla Infinity Flex, el panel izquierdo se descompuso completamente, dejando inutilizable al dispositivo y concluyendo la prueba prematuramente. 

Sin embargo, desde CNET recalcan que esta no se trata de una prueba científica de ninguna manera, y que el terminal logró resistir el equivalente a tres años de uso antes de dañarse. Asimismo, hay que tomar en consideración la fuerza ejercida por la máquina en sí, la cual es superior a la de cualquier usuario, y también la frecuencia de doblado. Estos dos últimos factores podrían haber contribuido significativamente a su rápido deterioro. 

Vía | CNET 

Nos gustaría tener tu opinión

      Deje una respuesta

      Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Más información

      ACEPTAR
      Aviso de cookies