Amazon Dash o cómo reconocer que has fracasado como am@ de casa

Hace unos meses os hablamos del “botón mágico de Amazon”, un pequeño dispositivo WiFi capaz de mantener nuestra despensa siempre llena con solo mover un dedo. Suena a ciencia ficción, pero es real como la vida misma y, lo mejor, ya está disponible en España a través de este enlace. Amazon Dash nos ha alegrado el día a todos aquellos que compramos online hasta el papel higiénico.

¿Qué es Amazon Dash y cómo funciona?

Amazon Dash España

El funcionamiento de Amazon Dash es muy sencillo

Amazon Dash es un botón físico con WiFi que podemos colocar en el lugar que queramos de nuestra casa y que al pulsarlo genera automáticamente un pedido del producto asociado. Por supuesto, este botón está vinculado a nuestra cuenta de Amazon para que reconozca la dirección de entrega y la forma de pago. Además de la comodidad del proceso de compra, recibiremos nuestro pedido en 24 horas. 

Pero como la seguridad también es importante, después de cada pedido nos llegará un aviso a nuestro smartphone. En caso de que el botón se haya pulsado accidentalmente, podremos cancelarlo desde la propia app móvil de la tienda.

El precio del botón es de 4.99€, aunque esta cantidad será descontada de nuestro pedido la primera vez que lo pulsemos, por lo que en realidad no tiene ningún coste. Eso sí, este servicio solo está disponible para miembros Premium.

¿Qué marcas están incluidas en Amazon Dash?

Aunque la lista irá creciendo poco a poco, por ahora podemos comprar productos de las siguientes marcas. Cada marca tendrá diferentes productos disponibles, pero solo podremos configurar un producto en cada Amazon Dash Button.

  • Air Wick
  • Ariel
  • Brabantia
  • BSN
  • Dodot
  • Durex
  • Fairy
  • Finish
  • Garnier SkinActive
  • Gillette
  • Hero
  • Kleenex
  • Maybelline
  • Men Expert
  • Nerf
  • Optimum Nutrition
  • Play-Doh
  • Pompadour
  • Revitalift
  • Rexel
  • Scottex
  • Skip
  • Vileda

¿Por qué nos parece tan útil Amazon Dash?

Permitidme hacer pública una reflexión que me ronda en la cabeza desde hace tiempo. Personalmente, me resulta curioso que en una espiral de vida en la que cada vez estamos más ocupados y tenemos menos tiempo para nosotros, a los que hacemos online la compra de alimentación y productos básicos aún se nos mire como a bichos raros. Acudir al supermercado es una tarea que nos quita un tiempo precioso que a la mayoría de nosotros no nos sobra, sin embargo, todavía está “mal visto” que compremos por Internet hasta las latas de atún. Si compramos juguetes, ropa, ordenadores, teléfonos móviles… ¿dónde está la diferencia en adquirir también con un par de clics productos de primera necesidad si así ahorramos tiempo y dinero?

Lo que sí debo reconocer es que Amazon Dash es el colmo de la vagancia, pero eso no quita que también sea muy práctico. ¿Es la prueba definitiva de que nuestra generación ha fracasado como am@s de casa? Posiblemente. Yo ya he comprado dos.

 

Nos gustaría tener tu opinión

      Deje una respuesta

      Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Más información

      ACEPTAR
      Aviso de cookies